Esta es la razón por la cual no debes de consumir Ketchup Heinz

kepchup-heinz

Millones de personas la consumen todos los días para acompañar a sus comidas sin saber muy bien de qué están compuestas. La salsa Heinz, es una marca muy conocida, pero a pesar de ser muy apreciada por los consumidores, es malísima para la salud

Es cierto que Ketchup Heinz es quizás la mejor salsa de tomate que hay a la venta. Pero si los israelíes han prohibido esta marca en su país, no es por una tontería sino porque hay algo sospechoso o altamente sospechoso en ella.

Desde hace décadas, la biodisponibilidad se está convirtiendo cada vez más importante. Y es que las personas son cada vez más conscientes del daño que nos pueden causar algunos productos industriales y que son altamente procesados, prefiriendo recurrir a los productos orgánicos cada vez más.

Esta es una de esos alimentos que debes desterrar de tu cesta de la compra, te explicamos el porqué:

Contiene Mercurio

El mercurio y sus compuestos son uno de los diez grupos de productos químicos extremadamente preocupantes para la salud pública, según la OMS.

Y esta salsa contiene jarabe de maíz modificado genéticamente, que a su vez se compone de una gran parte de la fructosa que contiene mercurio (metal pesado tóxico).

Los estudios médicos demuestran que el consumo demasiado frecuente de jarabe de maíz modificado genéticamente sería peligroso para la salud. Este último sería el responsable de muchas enfermedades, incluyendo enfermedades del corazón, obesidad, cáncer, diabetes, enfermedad hepática, etc …

Es pobre en nutrientes

Viendo su atractivo envase, casi puedes llegar a creer que está hecho del 99% de tomates recién cortados cada mañana. Pues entérate otra vez.

El Ketchup Heinz contiene sólo una cantidad insignificante de los tomates que dice, es la razón por la que los israelíes lo han prohibido. Está hecho especialmente de azúcar, espesantes, productos químicos y transgénicos.

Por lo tanto, no contiene ni la fibra ni proteínas o nutrientes, a diferencia de lo que nos dicen en los anuncios. De hecho, esta salsa de tomate contiene sólo una dosis muy baja de licopeno, un pigmento natural que pertenece a la familia de los carotenoides y es el responsable del color rojo de la salsa de tomate. Por lo tanto, sólo contienen muy pocos nutrientes o ninguno en absoluto.

Contiene vinagre destilado

Y eso no es todo, sino que también contiene vinagre destilado, que a su vez deriva a partir del maíz modificado genéticamente. Este último se cultiva con sustancias químicas y pesticidas.

El azúcar, junto con el vinagre destilado que la salsa de tomate contiene, aumenta el nivel de azúcar en la sangre y puede causar problemas de páncreas y el hígado. Un verdadero veneno para su salud!

También contiene un exceso de azúcar

Aquí hay otra razón por la que esto es muy perjudicial. Contiene grandes cantidades de azúcar. Una cucharada de salsa de tomate contiene 5 gramos de azúcar (una pieza).

Para concluir, esto es muy malo para tu salud. Es esencial evitar esta salsa en la medida de lo posible ¿Por qué no optar por uno hecho en casa natural u orgánicos?

No hay nada mejor que hacer la salsa de tomate hecha en casa.

>>Este es un blog informativo sobre tratamientos naturales alternativos. En ningún caso sustituye a un especialista. Siempre consulte con su médico.<<